Cabeceros con fotos

23 octubre, 2011

¡Hola amigos!

A través de facebook, una de nuestras amigas me comentó que tenía la idea de poner una composición de fotos como cabecero de la cama. Me gusta mucho la idea de personalizar tu cama.

Las imágenes que aparecerán están sacadas de internet (casadiez, decoratrix, decorahoy, decoraconfotos, decoración.in, cosasdepalmichula, algomasquemarcos, decoración2.0…), revistas (el mueble, micasa, arquitectura y diseño, diseño de interiores, living decor, hola…), algunas fotos son de publicidad (el corteingles, leroymerlin, ikea…) y algunas pocas son fotos personales

              

                 



Me gusta esta sencilla composición de tres marcos, las composiciones en hilera es recomendable que sean impares. Me gusta la elección de poner las fotografías en blanco y negro impresas en lienzo, carecen de marco y esto hace que se funda perfectamente con el color negro de la pared.


Me gusta cómo la composición no está en el centro del cabecero. Si os dais cuenta, está a la derecha, al igual que el jarrón, creando así un punto  focal.


                            

Las imágenes podemos convertirlas en trípticos. Ahora está muy de moda este tipo de composiciones partidas.  

                            

Me parece un bonito y colorido ejemplo. Fijaos en las fotos que han colocado: son unas pocas fotos de figuras y muchas abstractas que son las que le dan el color. Como dije en el post anterior, este tipo de imágenes me gustan mucho, son imagenes más personales y en este caso al no ser siempre caras no tendremos la sensación de que miles de ojos nos están observando.

      

                      

Una divertida forma de crear una cenefa en la pared. Me gusta mucho el juego con los tamaños y colores de los marcos, toda la decoración de esta habitación esta en armonía.

                   

Éste es otro ejemplo que puede resultar un poco más convencional. Recordad siempre que tanto los marcos como las imágenes en sí deben guardar una relación entre ellos: si no se guarda dicha relación, la composición parecerá una colección de cromos.


Si se quiere hacer una composición de cuadros como cabecero, recomiendo que o bien la cama carezca de cabecero o que éste no sea muy voluminoso, ya que recargaría demasiado la habitación.


                        

Esta composición esta en perfecto acorde con el cabecero. Al ser un cabecero con cierto carácter, las imágenes son de pequeño tamaño y en su conjunto parecen continuar la forma del cabecero, como si éste creciese hacia el techo.

                    

Otra opción es ampliar una única foto: como veis, es un “recorte” o “zoom” de una imagen, donde se entiende perfectamente que es parte de una cara pero no se reconoce bien a la persona, lo que la hace más sugerente, íntima y personal.

              

La imagen llena toda la pared del cabecero.


Las imágenes de gran tamaño llenan por sí solas el espacio, por lo que será recomendable que el resto de las paredes no esten muy recargadas.             



Tened en cuenta la sensación que va a dar esa imagen en vuestra estancia. Intentad buscar siempre imágenes que no sean muy recargadas, y si es así, que sean imágenes que den sensación de profundidad y amplitud.      



Cuando ampliéis una fotografía, tened en cuenta siempre la resolución con la que esté hecha, porque si no tiene suficiente resolución, os quedará una imagen pixelada.


                             

O a lo mejor es ese preciso efecto el que queréis buscar. Hay programas que  pixelan las fotografías. Me gusta mucho este efecto, me encanta la gama de colores que da.

                  

En este caso en una imagen han hecho un retícula, lo que le da un aspecto más parecido a un mueble que a una fotografía.



                  

En este caso se juega con los llenos y vacíos de la retícula.  

                 

 Me parece perfecta la imagen seleccionada para este cabecero. Al ser una imagen en color han “borrado” el resto de la foto quedandose con la figura principal (el niño) que está perfectamente colocado en el tercio derecho. Con ésto consiguen que, siendo una imagen de gran tamaño y con colores muy vivos, no sea una imagen recargada. La colcha blanca deja todo el protagonismo al cabecero.



¡Espero que os haya gustado e inspirado un poquito! Más adelante prepararé un post dedicado a los cabeceros.

Nos vemos en el próximo post :)

1 comentario :

Gracias por dejar tu comentario :)

Blogging tips